Los NFT (tokens no fungibles o coleccionables) son una alternativa que permite seguir obteniendo ingresos en tiempos de pandemia

Ozuna NFT
Cómo los NFTs pueden salvar a muchos artistas en tiempos de pandemia
Las nuevas NFTs son la última novedad del mundo de la música y aquí te contamos de qué se trata esta nueva moda.
LEÉ: ¿Porqué Spotify dá pérdidas?

La semana pasada, Kings of Leon se convertía en la primera banda en lanzar un álbum como NFT, llevando las posibilidades de la tecnología criptográfica y blockchain en la industria musical a otro nivel.

El concepto puede causar confusión y hasta ser inentendible para muchas personas. Pero para ir viendo algunos números; solo en febrero de 2021, los NFT ganaron casi $22 millones de dólares en la industria, según los datos recopilados por Water & Music. Las NFT son muy conceptuales y sin precedentes, pero tienen sentido una vez que te acostumbras a la idea.

¿Qué son los NTFs?

Un token no fungible (NFT) es un tipo de criptomoneda. Imagina la criptomoneda como una caja elegante que no se puede manipular ni destruir, y dentro de esa caja, la información se puede colocar de forma segura. Esta caja de información puede contener casi cualquier cosa: dinero, obras de arte, música, contratos, ensayos, etc.

Para las criptomonedas, el dinero se coloca de manera segura dentro de la caja. El dinero se considera “fungible”, lo que significa que su valor es intercambiable con otros fondos. Intercambiar Bitcoin es como intercambiar efectivo: un billete de 50 dólares se puede cambiar por cinco billetes de 10 dólares y un dólar estadounidense se puede cambiar por su equivalente en otra moneda local. El Bitcoin es fácil de transferir con algo que tenga el mismo valor.

En cambio, un token no fungible (NFT), es cualquier elemento que no sea fácilmente intercambiable y que se coloque en esa caja. Un equivalente a esto en el mundo real es «El Grito» (o cualquier otra obra de arte).

El grito
«El grito» de Edvard Munch

Solo hay una copia original de «El Grito» y no se puede reproducir pase lo que pase. Alguien podría intentar volver a pintarla o sacarle una foto, pero nunca será la pieza original. Además, la obra no fungible no perderá valor porque alguien le haya tomado una foto o haya intentado pintarla. Nadie podría reproducir la firma del artista, el envejecimiento de la pintura o las pinceladas específicas realizadas. Todos estos aspectos únicos hacen que «El Grito» no sea fungible por naturaleza. Cambiar esa obra por otra pintura famosa es difícil porque ninguna tiene exactamente el mismo valor que otra.

En el espacio criptográfico, una NFT puede ser arte, pero también otras formas irrepetibles, como música, entradas, contratos y más. Ahí es donde entra la industria musical, que utiliza esta tecnología para crear piezas únicas y vendibles de productos digitales, obras de arte, música y experiencias para los fanáticos.

LEÉ: Trap armado: Franco Fernandez detenido tras participar de un tiroteo y Zaramay exhibiendo armas en

Ozuna, un pionero de los NFTs

Los llamados «Ositos» de Ozuna

Los tokens no fungibles o coleccionables (NFT) llegaron al mercado del reguetón de la mano del cantante puertorriqueño Ozuna, con el lanzamiento de una colección de tokens en la blockchain de Ethereum.

Los llamados «Ositos» de Ozuna, están formados por el logotipo con el que se puede identificar al cantante a través de sus videos musicales y discos. Los tokens, cuya imagen representa un oso de peluche con una chaqueta de colores, todavía se siguen vendiendo, aunque ya no lo hace directamente el emisor, sino los nuevos propietarios.

LEÉ: La casa donde Wos grabo su Live Set en la Patagonia Argentina

Los precios de lanzamiento de los NFT del cantante, que en total son 279 pertenecientes a 5 colecciones, oscilaron entre los USD 1.000 y USD 1.888. Actualmente, un token de la serie denominada «Ositos 4», está siendo revendido en USD 250.000.

De esta manera, Ozuna se convirtió en el primer artista de reguetón en sumarse al mercado de los coleccionables digitales. Los NFT se convierten así en una alternativa para la gente que está en el mundo del espectáculo, pues les permite seguir obteniendo ganancias en tiempos de pandemia en los que aún no se pueden realizar eventos multitudinarios.

Co-fundador de Lick Show, Redactor Web, Community Manager, Músico, Docente y creador de contenido digital.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *