La estrella canadiense actuó en el espectáculo de medio tiempo del Super Bowl

The Weeknd cantando
¿Qué paso con The Weeknd en el Super Bowl?
El espectáculo de half-time del Super Bowl se basa tradicionalmente en grandes shows y espectáculos deslumbrantes. Recordemos a Lady Gaga lanzándose desde el techo del estadio NRG de Houston, o Katy Perry montada en un león animatrónico, o Diana Ross volando desde el Sun Devil Stadium de Arizona, saludando a los fanáticos a través de la puerta abierta de un helicóptero. Bueno, este año fue un poco diferente.
LEÉ: Metallica cerró el Super Bowl con su primer show del año

La estrella canadiense de R&B The Weeknd fue el acto de intervalo y, por primera vez en los 55 años de historia del juego, se vio obligado en gran medida a actuar desde las gradas, en lugar de la cancha, de acuerdo con los estrictos protocolos de coronavirus.

Su show de 12 minutos fue «visto» por miles de recortes de cartón, que aumentaron a los 25,000 fanáticos socialmente distanciados en el Estadio Raymond James de Florida.

Pero el joven de 30 años aprovechó al máximo las restricciones con un espectáculo sin trucos que puso énfasis en sus canciones.

La estrella, cuyo nombre real es Abel Tesfaye, interpretó la mayor parte de su set frente a un set inspirado en la ciudad de Fritz Lang’s Metropolis, todas capas verticales y letreros de neón.

Cuando sonaron los primeros compases de Starboy, el paisaje urbano se dividió para revelar al cantante, bañado en luz, actuando rodeado por un coro de autómatas de ojos rojos.

The Weeknd cantando en el super bowl
El set fué inspirado en la ciudad de Fritz Lang’s Metropolis

Aparte de algunos movimientos de baile inspirados en Michael Jackson, mantuvo el enfoque en su voz con una reelaboración dramática de The Hills, antes de agarrar una cámara y desaparecer en un laberinto de luces y espejos detrás del escenario.

Empujado y golpeado por dos docenas de bailarines con vendajes faciales completos, interpretó una versión vertiginosa Can’t Feel My Face, antes de regresar al estadio para una versión asistida por fuegos artificiales de I Feel It Coming.

La acción pasó al campo de juego para el final, un popurrí de House of Balloons y Blinding Lights, cantado directamente a la cámara, sin el requisito habitual de acrobacias, estrellas invitadas o interludios de bandas de música.

LEÉ: Foo Fighters lanza su divertido álbum «Medicine at Midnight»

Tesfaye, que gastó $ 7 millones de dólares en la producción del half-time del Super Bowl, claramente sintió que era mejor dejar que la música hablara por sí misma.

Incluso preparó un álbum de grandes éxitos para coincidir con el Super Bowl, que es tradicionalmente el evento más visto del año en la televisión estadounidense. (El espectáculo de medio tiempo del año pasado, protagonizado por Shakira y Jennifer Lopez, fue visto por 103 millones de espectadores, más de los 99,9 millones que sintonizaron el juego en sí).

The weeknd
Este año no hubo acrobacias, estrellas invitadas o interludios de bandas de música en el campo de juego

Antes del domingo por la noche, existía la sensación de que el R&B en tonos oscuros de The Weeknd podría encajar incómodamente en un espectáculo que normalmente requiere himnos edificantes y agradables para el público como Purple Rain de Prince o Like A Prayer de Madonna.

Pero Tesfaye construyó sabiamente el escenario en torno a sus canciones más optimistas, incluidas Save Your Tears y Earned It, mientras que la melodía altísima de Blinding Lights fue un cierre adecuadamente eufórico.

En otras palabras, lo logró, demostrando lo mal que los Grammys dejaron pasar el tren al no incluirlo en las nominaciones de este año. Lo que plantea la pregunta de cómo se habría visto su show en un año normal.

¿Qué opinaron otros artistas?

Es justo decir que la actuación de The Weeknd fue una tormenta en las redes sociales con sus compañeros celebridades.

Drake describió el programa como «un gran momento para la ciudad» en su historia de Instagram, mientras que Dionne Warwick, la octogenaria favorita de todos en Twitter, escribió que «amaba el set y los pirotecnia».

Y también hubo mucha reacción al momento en que la estrella se estaba preparando para cantar su éxito de 2018 Can’t Feel My Face, mientras pretendía apresurarse para ponerse en su lugar para el comienzo de la pista. Rápidamente se convirtió en un meme, acompañado de varias leyendas irónicas.

¿Qué canciones tocó The Weeknd?

  1. Call Out My Name (intro)
  2. Starboy
  3. The Hills
  4. Can’t Feel My Face (incluyendo elementos de After Hours)
  5. I Feel It Coming
  6. Save Your Tears
  7. Earned It
  8. House Of Balloons
  9. Blinding Lights

¿Por qué los bailarines llevaban vendas?

Hombre vendado
¿Por qué los bailarines llevaban vendas?

La campaña del reciente álbum de The Weeknd, After Hours, ha girado en torno a un personaje ensangrentado y vendado que «tiene una noche realmente mala».

La historia comenzó con el video de Heartless . Inspirado por Fear and Loathing In Las Vegas de Hunter S Thompson, vio a la estrella tambaleándose por los casinos y fuentes de Sin City, bebiendo en exceso y lamiendo un sapo alucinógeno antes de intentar huir.

El video de Blinding Lights retomó la narrativa, con el cantante desviándose ebrio a través de la ciudad desierta, mientras recuerda un incidente en un club nocturno que lo dejó con sangre corriendo por su rostro.

A lo largo de apariciones en televisión y videos musicales posteriores, las imágenes se volvieron cada vez más sangrientas. Tesfaye fue decapitada en el video de In Your Eyes ; mientras que en Too Late , su cabeza fue injertada en el cuerpo de otra persona.

Luego, en Save Your Tears del mes pasado , le quitaron los vendajes faciales para revelar unas prótesis faciales muy exageradas. Todos los demás en el video usaban máscaras y vendajes, un tema que Tesfaye trasladó a la actuación del Super Bowl.

En declaraciones a Variety la semana pasada, la cantante explicó la inspiración para la historia de un año.

«La importancia de todo el vendaje de la cabeza se refleja en la cultura absurda de la celebridad de Hollywood y la gente que se manipula a sí misma por razones superficiales para complacer y ser validada. Todo es una progresión y vemos cómo la historia del personaje alcanza niveles elevados de peligro y absurdo a medida que avanza la historia».

¿Quién más tocó en el Super Bowl de este año?

Vestida con un traje de animadora rosa y negro, Miley Cyrus inició el programa oficial previo al juego con una versión de Oh Mickey de Toni Basil.
LEÉ: Miley Cyrus grabó un cover de Metallica junto a Elton John

«Este es mi primer espectáculo en aproximadamente un año», dijo la estrella a la audiencia, que estaba compuesta por más de 7.000 trabajadores de la salud vacunados, «y no podía imaginar una mejor manera de hacerlo«.

«Estamos muy agradecidos con ustedes y con toda su diligencia. ¡Y por eso, vamos a ir muy duro!»

Su estridente set mezcló éxitos como We Can’t Stop, Nothing Breaks Like A Heart y Prisoner con temas de fiesta clásicos como Jolene de Dolly Parton y Heart Of Glass de Blondie.

Incluso invitó a los rockeros de los 80 Joan Jett y Billy Idol, quienes aparecen en su reciente álbum Plastic Hearts, para una serie de duetos.

Cyrus también cantó su éxito de 2009 Party in the USA, dando un saludo a su compañera estrella del pop Britney Spears durante la actuación: «We love Britney!»

Más tarde luchó por contener las lágrimas mientras interpretaba su éxito de 2018 Wrecking Ball, diciéndole a la audiencia: «Cantando esa canción, Wrecking Ball, sobre sentirse completamente rota y destrozada … el sufrimiento de todos es diferente, incluso el umbral de dolor de todos.«

«Llevo mucho brillo y mucha armadura, y también llevo mi corazón en la manga, y se rompe mucho».

LEÉ: ¡Sin censura! Así es el video clip de Miley Cyrus y Dua Lipa

Antes del inicio, la poeta Amanda Gorman, de 22 años, que ganó críticas favorables por su lectura en la toma de posesión del presidente Joe Biden, recitó otro poema original.

Chorus Of The Captains celebró al veterano de guerra James Martin, la maestra Trimaine Davis y la enfermera gerente Suzie Dorner, quienes fueron seleccionados por la NFL como «capitanes honorarios» para el juego de este año.

«Si bien los honramos hoy, son ellos todos los días los que nos honran», dijo el poema de Gorman, que detalla sus esfuerzos para ayudar a los niños en riesgo y a los pacientes vulnerables.

La cantante de R&B HER agregó un solo de guitarra pirotécnica a su interpretación de America the Beautiful, mientras que el himno nacional se interpretó a dúo entre Eric Church y Jazmine Sullivan.

Seguinos en Instagram o Twitter . E-mail de contacto: info@lickweb.com

Co-fundador de Lick Show, Redactor Web, Community Manager, Músico, Docente y creador de contenido digital.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *